Emprender por necesidad es una realidad que alguno de nosotros nos cuesta internalizar. ¡Es un hecho! El desespero y la inestabilidad que provoca la preocupación de generar ingresos “instantáneos” nos hacen lucir mal. Y nos muestra como personas poco confiable. Nos nubla la vista y no nos permite en mucha de las ocasiones ver las oportunidades.

Ahora, nuestra energía debe de estar enfocada 100% en el proyecto de emprendimiento porque nos arriesgamos a que no rinda los frutos que esperamos, porque emprender NO es un PASATIEMPO, sino un ejercicio de establecer y accionar estrategias para reducir la incertidumbre. Toma un “trabajo regular” para que generes el ingreso que te ayudará a dar el salto. Mientras estamos en ese “trabajo regular” paralelamente nuestro enfoque debe de estar en ese proyecto de emprendimiento. Ahora, el tiempo que estés en ese trabajo regular, depende únicamente de ti.

Los recursos están disponibles para emprender. Algunos de nosotros estamos más alertas y las aprovechamos al instante. ¿Eres tú uno de ellos?

¡Todos tenemos la misma oportunidad! Click to Tweet

5 pasos para que provoque las oportunidades.

Te comparto lo que a mí me ha funcionado.

1- Entrena tu mente – Este es un elemento que debes de poner en práctica a tiempo completo. Imponte los requisitos y ten conciencia de ellos para que no te dominen a ti cuando la decepción y frustración llegue.  ¿Cuáles son esos requisitos? Los sacrificios que se necesitan para lograr lo que quieres. Así creas el ambiente para las oportunidades.

De niña era muy insegura lo que provocaba que en ocasiones reaccionara de manera exaltada como un método de auto-defensa. ¡Nadie avanza así! Todas las acciones de hoy tienen un efecto inminente en tu mañana pero no es hasta que lo reconoces que puedes accionarlo. Por eso entrena tu mente.

2- Sé específico – El error más común al iniciarse como emprendedor, es querer hacer muchas cosas a la vez. Esto lleva a que no hagamos ninguna bien. Te enfocas en el día a día y no en la estrategia; eso es muy peligroso para nosotros los emprendedores. Tienes que provocar que cuando las personas piensen en un producto o servicio, el primer nombre que le venga a la mente sea el tuyo.

3- Auto gestiona – El sistema está diseñado para que las cosas fáciles, aquello que hacemos sin esfuerzo sean las menos lucrativas. Siempre va a ser una batalla entre la vida fácil y sus recompensas “momentáneas”. Así, que si no hacemos buen uso del tiempo ese periodo de espera entre dejar “el trabajo regular” y dar el salto a ser un emprendedor al 100% se va alargar.  Haz buen uso del tiempo y prioriza correctamente.

“Somos lo que hacemos constantemente. Es por esto que la excelencia no es un acto, sino un hábito“: Aristóteles Click to Tweet

3- Visualiza – Ten claro, muy claro que quieres ser y hacia donde te quieres dirigir. Sabes que hemos tenido la bendición de nacer en la mejor época de la historia. Donde aquello en lo que nos enfoquemos y queramos realizar categóricamente puede suceder.

4- Diferénciate – Esto te posiciona por tu valor y no por tu precio. Te evitaras que tengas que estar teniendo como práctica la “famosas ofertas”.

5- Resilencia – Si sabremos nosotros los emprendedores de esto. Es esta capacidad de las personas de sobreponerse a períodos de dolor emocional y situaciones adversas. Es crear esta coraza que nos impulsa a querer continuar.

Son muy pocas las oportunidades que, se crean con consistencia y disciplina. Desde que despiertas en la mañana ya estas creando la primera oportunidad, decidir ir tras lo que quieres lograr.

¡Crea las oportunidades para que esto se convierta en tu realidad! Click to Tweet

¿Quieres incrementar la forma de buscar nuevas oportunidades? Avanzar no en términos del tiempo, sino a base de lo que quieres lograr. Estoy aquí para ayudarte a crear oportunidades a través de una estrategia.

Y si te gusto esta entrada, por favor presiona me gusta y compártelo con tus amigos, para que ellos también comiencen a generar nuevas oportunidades.